Emilio
Sagi


en conversación con
Pedro Gomez Manzanares

Entrevista a
D. EMILIO SAGI


(Madrid 10 de Abril de 2000)

Emilio Sagi
Emilio Sagi


Después de unos días lluviosos, esta tarde del 10 de Abril aparece tímidamente el sol, como presagio de lo que en breve, me acontecería.
En el mismo nido donde D. Pablo Sorozábal cuidaba sus pensamientos, el café Comercial de la Glorieta de Bilbao de Madrid, a las 17:00 y durante algo menos de una hora, he tenido el placer de escuchar los consejos, las ideas, las opiniones de una voz con enorme experiencia y conocimientos en el campo de la zarzuela: D. Emilio Sagi.
Unos ruidos de obras en el piso superior, han intentado, sin éxito, turbar esta enriquecedora entrevista. Con una hoja de papel, llena de preguntas, cuidadosamente preparadas, me presento al Sr. Sagi. Ante el caudal de ideas que emanan de él, me limito a escuchar y a realizar, de vez en cuando, alguna pregunta, olvidando en el baúl algunas de las que traía anotadas.

D. Emilio Sagi, ante todo Director escénico, Doctor en Filosofía y Letras por la Universidad de Oviedo, que completó con estudios de musicología en Londres, debutó como director en 1980 con La Traviata en Oviedo. En 1982 debutó en el teatro de La Zarzuela de Madrid con Don Pascuale, teatro del que ha sido Director desde 1990 y durante diez años. Ha dirigido en teatros y festivales de todo el mundo: Venecia, Bolonia, Lisboa, París, Los Angeles, Buenos Aires, Santiago de Chile, Tokio, Hong-Kong, Washington, Düsseldorf, San Francisco, Roma, Puerto Rico, La Habana ...

Entre las obras que ha dirigido están, además de las anteriormente indicadas, Mefistofele, Adriana Lecouvreur, Die Entführung aus dem Serail, Tristan und Isolde, I Puritani, Idomeneo, Pagliacci, La Cenerentola, Die Zauberflöte, La fille du Règiment, Un Ballo in Maschera. Dentro del teatro lírico español: El Gato Montés, Marina, La Verbena de la Paloma, El Bateo, La Montería, La del Manojo de Rosas, Doña Francisquita, Margarita la Tornera.

Sin duda que en su sangre se ha vertido la savia de la familia, el Sr. Sagi es nieto de Emilio Sagi Barba y sobrino de Luis Sagi Vela. Su nombre figura en muchas páginas de internet, aspecto que él mismo desconocía, con críticas, entrevistas, anuncio de actuaciones etc., a las que posteriormente haremos alusión, al traer a nuestra conversación, algunas frases que allí hemos encontrado.



Don Emilio, desde que Tamayo diseñó sus "antologías" en los años setenta, bajo nuestro humilde punto de vista, el hito más importante para nuestra zarzuela, ha sido su etapa como director del teatro de la Zarzuela, recuperando zarzuelas, dando acceso a voces nuevas ¿Qué opina Ud.?

Creo que mi labor al frente de este teatro, es una labor iniciada con anterioridad a mi llegada, por otros grandes amigos y maestros, como José Antonio Campos, con el que tuve la suerte de colaborar. Después, la recuperación de zarzuelas olvidadas, el descubrimiento de voces jóvenes y el acercamiento al público infantil, ha sido una evolución lógica de esos primeros pasos.

¿Cómo ve la zarzuela en estos momentos?

La zarzuela está en un gran momento y debe continuar así si mantiene su propia personalidad, si se monta con los medios adecuados, sin complejos, con buenas voces, con los mejores actores que sepan personificar a los personajes, con la orquesta y coros que se precise en cada momento. Todo ello con "un presupuesto de rigor".
Si no se dispone de medios adecuados, la competencia puede dañarla. Recuerde los enormes presupuestos con los que se montan los video-clips, las películas, las producciones operísticas, las revistas musicales ... En los montajes "hay que mirar siempre hacia adelante".

¿Es ese el motivo por el cual, en una entrevista decía Ud. que la zarzuela era como Agustina de Aragón?

Sí, sin duda. La competencia brutal, la lucha por mantener su público y por captar otros nuevos, le hacen ser una heroína. Además, los cantantes que son atraídos por la zarzuela, suelen sucumbir ante ofertas superiores desde los campos operísticos.

¿Cómo aceptan los jóvenes la zarzuela?

Lo primero que debe hacerse es acercar la zarzuela a ellos, debe conectar con ellos, hay que atraerles hacia ella; pero cuidando que no se produzca simultáneamente un alejamiento de otras generaciones anteriores.

¿Qué haría Ud. en pro de la zarzuela?

Es mucho lo que puede hacerse, pero una idea que sería "rompedora" sería llevar a provincias las grandes producciones que se han realizado en el teatro de La Zarzuela. Como sabrá, se han grabado algunas de las producciones del teatro para TVE, que espero que pronto puedan estar al alcance de todos.
También sería un gran salto el desarrollar nuevas producciones, auspiciadas por agrupaciones de ciertos teatros, que ayudados por subvenciones locales, autonómicas o nacionales, permitan realizar montajes dignos de nuestro teatro lírico.

Bajo el punto de vista de Director, ¿Qué diferencias aprecia entre ópera y zarzuela?

Sin duda la dicción, las partes declamadas son una dificultad adicional a la dirección de las partes musicales.

¿Dónde le gustaría dirigir una zarzuela, fuera de España?

En Londres, New York, pero sobre todo en Italia. Allí, sin duda, sería un gran éxito llevar una Doña Francisquita, por ejemplo.

¿Qué aspectos le hacen disfrutar y sufrir cuando dirige una zarzuela?

Realmente siempre estoy disfrutando cuando dirijo. No obstante, me resulta incómodo enfrentarme con vicios adquiridos por cantantes y actores, que durante años han estado representando personajes de una cierta forma o utilizando ciertas morcillas.

En una entrevista suya, que aparece en internet, dice que al montar una zarzuela "no puede olvidarse que ya no es la época en que fue escrita" ¿Cómo debe interpretarse esa idea en un montaje?

Cuando se ama la zarzuela, no se debe tener prejuicios para "cortar y pegar" textos o escenas. Deben hacerse montajes más actuales, más adaptados a nuestros días.
Así hicimos con El barberillo de Lavapiés y con La corte de faraón. En este segundo caso, quizás yo no lo habría montado exactamente así; no obstante, asumo esa producción. De cualquier forma, ambas producciones dieron mucho que hablar y eso no es negativo, dio lugar a una gran promoción de ambos montajes. Nadie puede negar que tuvieron un gran éxito de público. En el caso de La corte de faraón, acudió mucha gente joven.
¿Realmente en los estrenos de zarzuelas, los directores mantuvieron todo como estaba escrito?. ¿Por qué no puede hacerse ahora, en otra época?. Algunos criticaron esos montajes, quizás algún día reconozcan su error.
Cuándo realicé el montaje de Doña Francisquita, se me dijo que parecía demasiado idílico el ambiente que se respiraba, pero ¿no era idílico el que reflejaron sus autores?, ¿No le parece a Ud. que el Madrid de aquellos años era muy distinto al reflejado por ellos?.
No debemos olvidar que la zarzuela está basada en textos y el "texto es vida" y por tanto debe estar vivo. La zarzuela es algo que va "directamente el corazón".

¿Puede, la zarzuela, traducirse al inglés, vivirse y ser interpretada fuera de España?

Fuera de España se vive y se siente la zarzuela y en general todo lo hispano. Fue maravilloso observar como se sentía en Japón la zarzuela.
¿Sabe que el embajador alemán en España me decía que "El juramento es un pequeño Mozart"?. A algunos políticos les he sugerido que para abrir puertas, fuera de España, nada mejor que un montaje de zarzuela.
Contestando a su pregunta, una zarzuela bien montada, con buenos recursos, con buenos cantantes y actores de habla inglesa y en inglés, sería muy interesante. Me gustaría haber asistido al montaje de su amigo Christopher en Londres de La del manojo de rosas.


Don Emilio solo tiene palabras de elogio para las personas que colaboran o han colaborado con él. Ha salido durante la conversación nombres importantes y menos importantes, en todo caso siempre ha habido palabras de reconocimiento hacia ellos: Milagros Martín, Mari Carmen Ramírez, Domingo, Beatriz Lanza, Juanita Ruiz y su esposo Andrés, Luis Bellido, Emilio Carretero.
También han aparecido nombres de colegas como Tamayo, Amengual, y críticos musicales como Luis Gutierrez, Juan Angel Vela del Campo ... mostrando el máximo respeto hacia todos ellos.

Ahora Don Emilio se siente "libre" y piensa que si "le meten en algún proyecto que considere atractivo, lo aceptaré gustosamente".

Emilio Sagi
Emilio Sagi

Profano en estas lides de entrevistador, cometí el craso error de no ir preparado con una grabadora, por lo que he tenido que recomponer la entrevista con las pocas notas que tomé. Su ayudante está esperándole y debemos terminar esta entrevista. Estaría escuchando durante horas, pero todo tiene su final.

Me quedo con la sensación de haber escuchado a una persona afable, abierta, con ideas claras, respetuoso con todos, pero ante todo un "romántico zarzuelero". Sus ideas quedarán grabadas en la web, en inglés y en español, al alcance de millones de personas.

© Pedro Gómez Manzanares
Villaviciosa de Odón 16/4/2000

in English

portada de zarzuela.net